El fumar es un habito muy desagradable tomado por la gran mayoría de los seres humanos causando una gran posibilidad de enfermedades por esta gran amenaza como lo es el cigarrillo, un habito que la mayoría de los fumadores lo empiezan a agarrar desde muy temprana edad, la cual ya se empieza a creer que lo hacen por moda o por querer verse ya unos adultos a temprana edad.  Una parte de las personas que fuman lo hacen al momento de estar ingiriendo bebidas alcohólicas ya que es como un detonante, una combinación que al estar tomando el usuario necesita tener a la mano un cigarrillo. Pero lo más impactante que puede decir un fumador al ser preguntado de que porque fuma, es que diga que lo hace para calmar el estrés, es como una salida fácil para ocultar es mal vicio.

Esta faceta de un fumador al decir que lo hace para lidiar el estrés es inaceptable ya que todo es lo contraria ya que el cigarro al contener una gran cantidad de nicotina esto causa que al ser fumado produce una serie de reacciones como ansiedad y nerviosismo la cual esto hace aún más adictivo al fumador. Un empleado llamado José de la Empresa Pintores cometa que últimamente en su puesto de trabajo hay una gran cantidad de compañeros de trabajo mal influenciados por el cigarrillo ya que el fumar un cigarrillo y después otro y así por un cierto tiempo, cada cigarrillo que se fuman hace que el estrés aumente cada vez más y más llevándolos a consumir como una caja diaria de cigarrillos.

Un estrés no puede ser quitado por el cigarro ya que la nicotina es una sustancia que hace que aumente la impotencia del consumidor cansándole una gran depresión y estrés, Una empleada de la empresa Cerrajeros comenta que su esposo estuvo un tiempo con muchos problemas en el trabajo y estaba todo un mes consumiendo al menos 2 cigarrillos diarios para calmar el estrés, pero el estrés cada vez era peor la cual lo llevo a un médico que le aconsejó que para calmar el estrés hay muchos métodos que pueden quitar el estrés y olvidarse de los problemas en el trabajo como dormir bien, hablar de los problemas con otra persona para desahogarse; otros métodos muy efectivos pueden ser hacer ejercicios o practicar algún deporte para relajar la mente y olvidarse del mundo que lo rodean.

Este mal hábito del cigarrillo o el tabaco es una salida fácil para la mayoría de la gente a la hora de tener problemas en su hogar, en el trabajo o en el entorno que lo rodea, pero es un detonante más que causas mucha más ansiedad y estrés a la hora de consumirlo, lo que puede llevar a cabo enfermedades y causar que el usuario se vuelva adicto al tabaco o llevándole a que este mal habito forme parte de su día a día.            

Muchas personas, cuando tienen el deseo de fumar un cigarro y descansar de su rutina, suelen salir de la casa, sobre todo cuando la comparten con quienes no tienen este hábito, para evitar que el olor del cigarrillo quede impregnado en el interior de la vivienda.

Ocurre que la mayoría de las veces que podemos salir al jardín o a la puerta de casa para fumar un cigarro, de la misma forma dejamos las luces de la vivienda encendidas, y esto produce que el gasto en luz sea mucho más elevado de lo que debería.

Lo cierto es que por este mismo motivo, queremos enseñarle a todos nuestros lectores, una serie de consejos o trucos que creemos que deberían tener en cuenta siempre que salgan a fumar al exterior de su vivienda, de modo que puedan ahorrar un poco en sus facturas de luz, haciéndolo de una forma sencilla, que no les demande demasiado esfuerzo.

Trucos para ahorrar luz en casa

Lo primero que tienes que tener en cuenta en estos casos, es que los bombillos y las lámparas de tu vivienda representan aproximadamente un quinto de la factura de luz que llega al final de cada mes, por lo que haciendo un uso responsable de ellas, podemos llegar a ahorrar una buena cantidad de dinero una vez que se produce el acumulado de todo el año.

Es vital por este motivo que te preguntes si cuando sales a fumar a la puerta de casa o al jardín, no estás dejando las luces prendidas, ya que en caso de que así sea, puedes comenzar a cambiar tus costumbres tomándote la molestia de apagarlas al salir.

Asimismo, el uso de electrodomésticos también puede regularse pensando en gastar mucho más energía de lo que es habitual para nuestra casa, por lo que te recomendamos que siempre que no los estés usando los desenchufes, ya que cuando permanecen enchufados, aún apagados y sobre todo en el modo stand-by, están produciendo un gasto de energía que deberías evitar.

Siguiendo con estas recomendaciones, debes tener en cuenta de la misma forma que el ordenador es uno de esos dispositivos que suele gastar mucha más luz de la que debería, sobre todo porque somos muchos los que dejamos el monitor encendido de forma innecesaria. Si tenemos en cuenta que se trata del componente de la PC que más energía consume, siempre que no requieras de estar viendo la pantalla, vamos a recomendarte que la apagues, claro.

Consejos generales para gastar menos energía

Bien, si quieres ahorrar en tus facturas de energía, lo primero que podemos recomendarte es que cambies las bombillas tradicionales por otras que te permitan ahorrar, sin perder de vista tampoco que puedes aprovechar la luz natural desde el comienzo de la mañana hasta el final de la tarde, ni tampoco deberías perder de vista el uso de un electrodoméstico de eficiencia energética.

De todos modos, siempre que quieras tener unos hábitos de uso de artefactos eléctricos mucho más consciente que el actual, te vamos a recomendar que te pongas en contacto con nuestros electricistas profesionales, ya que ellos van a brindarte el asesoramiento personalizado que requieres en este tipo de situaciones, la atención necesaria para saber qué dispositivos debes instalar en tu vivienda, o comprobar si no hay pérdidas de energía que te perjudiquen al pagar tus facturas.